Menu


Vale la pena vivir
Muchos seres humanos no encuentran razones válidas para vivir, pero la vida es demasiado hermosa como para pasarla sin alegría y sin amor


Por: P. Angel Peña O.A.R. | Fuente: catholic.net




Muchos seres humanos no encuentran razones válidas para vivir. Su vida es como una larga noche sin amanecer. Otros, al no creer en Dios, viven como ciegos que no quieren ver las maravillas de Dios y su vida sólo tiene valor para gozarla y disfrutarla, aprovechando al máximo los deleites del mundo y los placeres de la vida. Otros viven como si Dios no existiera, aunque digan que creen en Él, y su vida es estéril, pues sólo piensan en sí mismos. Son como desiertos sin agua, que no producen más que espinas.

Pero la vida es demasiado hermosa como para pasarla sin alegría y sin amor. Por supuesto que, en este mundo, no existe la felicidad perfecta y duradera, que sólo disfrutaremos en el cielo; sin embargo, en la medida de lo posible, se puede ser feliz y vivir con alegría, a pesar de las enormes dificultades de la vida diaria. Incluso, cuando vienen los momentos más trágicos de la muerte de seres queridos o de enfermedades incurables; si tenemos fe, podemos dar sentido a una vida, aparentemente inútil, y podemos levantar la cabeza hacia ese Dios Amor, que nos anima a seguir viviendo y a luchar por la salvación de los demás.

Nuestra vida no termina con la muerte. Hay un más allá luminoso y feliz, donde Dios, Padre amoroso, nos espera con infinito amor. Olvidarse de Dios o rechazarlo, es como vivir sin el sol de cada día, es vivir sin perspectiva de futuro, y así la vida no tiene sentido. El sentido de la vida está en Dios, que nos ama, aunque, a veces, esté oculto y silencioso. Por ello, vivamos con la mirada puesta más allá del horizonte, más allá de la muerte, más allá de las cosas de este mundo. Vivamos con la mirada puesta en Dios. Sólo así vale la pena vivir de verdad y para siempre.

 

¿Qué es la vida? La vida es el camino de un peregrino que, apenas llegado a la meta, se le abren las puertas, abandona sus vestidos de viaje y su bastón de peregrino, y entra en su casa.



CONTENIDO:

1. ¿Existe Dios?

2. Testimonios

3. El amor da sentido a la vida

4. Ejemplos de vida

5. Otros ejemplos

6. La vida.

7. Vive con ideales

8. Conclusión

9. Bibliografía


CONTENIDO

 







Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |