Menu


Nuevo presidente y consejo directivo de la Academia Pontificia para la Vida
El primer presidente de la Academia fue el gran genetista francés Jérôme Lejeune


Por: Catholic.net | Fuente: Catholic.net



El miércoles 30 de junio de 2010, Benedetto XVI ha nombrado presidente de la Academia Pontificia para la Vida a monseñor Ignacio Carrasco de Paula, hasta ahora canciller de la misma.

Sustituye al arzobispo Salvatore Fisichella, quien ha sido nombrado presidente del nuevo Consejo Pontificio para la Promoción de la Nueva Evangelización, según informa este miércoles la Oficina de Información de la Santa Sede.

Monseñor Carrasco de Paula, sacerdote español vinculado al Opus Dei, ha sido director del Instituto de Bioética de la Universidad del Sagrado Corazón de Roma, que dirige el policlínico Gemelli.

Con el Motu Proprio "Vitae Mysterium" del 11 de febrero de 1994, Juan Pablo II instituyó la Pontificia Academia para la Vida para estudiar, informar y formar sobre los principales problemas de biomedicina y de derecho, relativos a la promoción y a la defensa de la vida, sobre todo en la relación directa que éstos tienen con la moral cristiana y las directivas del Magisterio de la Iglesia.

El primer presidente de la Academia fue el gran genetista francés Jérôme Lejeune.

Pertenecen a la academia 70 miembros --nombrados por el Papa--, que representan las distintas ramas de las ciencias biomédicas y aquellas que están estrechamente relacionadas con los problemas concernientes a la promoción y defensa de la vida.

También hay tres miembros "ad honorem" y miembros por correspondencia que trabajan en institutos y centros de estudio sobre la cultura de la vida.

El Papa Benedicto XVI nombró el pasado 25 de mayo como miembros del consejo directivo de la Pontificia Academia para la Vida al obispo auxiliar de Santiago de Chile, Fernando Natalio Chomalí Garib, la Dra Mónica López Barahona (España), los profesores Mounir Abdel Messih Shehata Farag (Egipto) y Gian Luigi Gigli (Italia), y el doctor John Haas (Estados Unidos). Confirmó a Mons. Jean-Marie Musivi Mpendawatu, representante del Pontificio Consejo para la Pastoral de la Salud
 





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |