Menu


ONU el Cairo+10: América Latina se pasa al bando abortista
Está en sus planes -como ya fue legislado en Buenos Aires (Argentina)- que los colegios religiosos estén obligados implementar los programas de salud sexual y reproductiva


Por: Juan Bacigaluppi | Fuente: Noticias Globales




La reunión de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, CEPAL, del 10 al 11 de marzo, realizada en Santiago de Chile, preparatoria para El Cairo+10, constituye desgraciadamente un hito en la implantación de la cultura de la muerte en Hispanoamérica. Según la propaganda de las organizaciones abortistas, feministas y lesbofeministas, los países de la región llegaron “a su mayoría de edad abandonando a los Estados Unidos y al Vaticano”. Es decir, se obtuvo el consenso para un plan de acción, que incluye la promoción del aborto químico y quirúrgico, la provisión de anticonceptivos y el fomento de la homosexualidad, incluyendo en estas políticas a los menores de edad sin conocimiento de sus padres. Todos los países asistentes, menos Estados Unidos, adoptaron por consenso la declaración. Sólo faltaron a la cita Haití y Barbados.

Según el Boletín de la IPPF (13-03-04), a pesar de los intentos de los EEUU para promover la abstinencia sexual y tener en cuenta a los padres en la educación sexual de sus hijos, política que la IPPF interpreta como un “intento de socavar el consenso”; los representantes de Holanda, el Reino Unido, Canadá, Francia y Suecia lanzaron un contraataque, mencionando la necesidad del aborto seguro. “Argentina se distanció de los EEUU, mostrando un claro apoyo para la Declaración; por primera vez en la historia de la Conferencia de Población y Desarrollo, la delegación de este país no hizo referencia al renglón en su constitución que asevera que la vida comienza con la concepción”. Es decir, Argentina también se pasó al bando abortista, a pesar de las seguridades que daba, en esos mismos días, el ministro Rafael Bielsa en el Vaticano. La delegación argentina estaba presidida por Graciela Rosso, secretaria de Programas Sanitarios del Ministerio de Salud y Acción Social.

Tal es el aire triunfalista de las organizaciones de la cultura de la muerte que esperan conseguir un triunfo similar en Ginebra, en la sesión de la Comisión de Derechos Humanos que tratará en estos días el reconocimiento de las uniones homosexuales (vid. Noticias Globales 625), ya que dan por sentado que han roto “la hegemonía de los Estados Unidos y el Vaticano”.

Del estudio de la Declaración, que daremos abreviada en el proximo boletín se puede concluir, entre otras cosas que: A) las Metas u Objetivos del Milenio para el Desarrollo son, como ya informamos, un instrumento de reingeniería social anti-vida y anti-familia (vid. Noticias Globales 623); B) se confirma lo que venimos sosteniendo desde hace años: “salud reproductiva” significa aborto, ya sea porque incluye el método abortivo llamado “anticoncepción de emergencia”, como porque lleva necesariamente a la autorización del aborto quirúrgico; C) el concepto de violencia contra la mujer ha degenerado de modo que se entiende por ella, por ejemplo, todo lo que impida el aborto en cualquier momento del embarazo; D) los países de iberoamérica han resignado el concepto jurídico de patria potestad; los padres han perdido el derecho a la educación sexual de sus hijos y el derecho a ser informados y a autorizar las intervenciones médicas a las que puedan ser sometidos, si éstas hacen referencia a “la salud sexual o reproductiva”. Sólo una acción decidida de los padres de familia, podrá revertir este último y fundamental aspecto para salvaguardar la institución familiar; D) el Estado y las ONG’s se preparan para ejecutar todo tipo de planes totalitarios contra la familia, especialmente tomando el control de la educación, eliminando a los padres de su función natural; desconociendo la existencia del ser humano desde la concepción, promoviendo y autorizando la eliminación de vidas humanas; y avasallando la conciencia de los padres de familia y los profesionales de la salud y de la educación. Está en sus planes -como ya fue legislado en Buenos Aires (Argentina)- que los colegios religiosos estén obligados implementar los programas de salud sexual y reproductiva.

Queda una remota esperanza, que esta situación se revierta o al menos se atenúe notablemente en los próximos pasos por los que deberá pasar la declaración, que será presentada en la reunión de la Comisión de Población y Desarrollo que se realizará en la Sede de las Naciones Unidas del 22 al 26 de marzo de 2004 y posteriormente en el período de sesiones de la CEPAL que tendrá lugar en junio de 2004 en San Juan, Puerto Rico.





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |