Menu


El poder de la arquitectura. Fernando Romero
El arquitecto mexicano Fernando Romero en la segunda sesión del encuentro TEDx ViaDellaConciliazione. 19 abril 2013


Por: Fernando Romero | Fuente: www.tedxviadellaconciliazione.com








Fernando Romero es un arquitecto mexicano, diseñador urbano, pedagogo, teórico, escritor y filántropo. Ha sido elogiado como uno de los más exitosos y prometedores jóvenes arquitectos mexicanos. En los últimos diez años, ha diseñado y construido más de un millón de metros cuadrados, en colaboración con más de 500 arquitectos en más de 100 proyectos. Él es la mente detrás del Museo Soumaya. La directora del museo ve el diseño del edificio como un reflejo "de las diferentes tensiones (a veces contradictorias) que coexisten en la ciudad y que estructuran la sociedad mexicana".

Web: Fernando Romero Enterprise
 







Entrevista de Vatican Insider con el arquitecto mexicano Fernando Romero; la humildad original en el nuevo contexto de la Iglesia. Pablo Lombó, ROMA


«En momentos de gran visión la arquitectura ha servido para convocar a la gente y esa capacidad de la Iglesia se fue perdiendo a partir del arte conceptual. Es por ello que este Papa tiene la oportunidad histórica para retomar la arquitectura y las artes para conectar con las jóvenes generaciones»




Antes de concebir el emblemático Museo Soumaya para el hombre más rico del mundo, Carlos Slim, el mexicano José Fernando Romero tenía las ideas muy claras sobre su profesión y sobre el impacto positivo que debe dejar en la colectividad una obra arquitectónica. Este viernes 19 de abril, en Roma, el joven arquitecto y urbanista mexicano participó en la serie de reflexiones sobre "La Libertad Religiosa en el Mundo Actual", del TEDxVDC. En esta entrevista con Vatican Insider, Fernando Romero explica algunas de sus ideas sobre la concepción de los espacios relacionados con el universo de lo sagrado.


- Con la elección del Papa Francisco, incluso el contexto en la Iglesia católica ha cambiado. ¿Este nuevo contexto cambiará a nivel global la concepción de los lugares de culto?

Yo espero que sí; la Iglesia y algunos otros motores importantes sobre la reflexión del ser humano han tomado en sus mejores momentos a creadores y artistas para poder amplificar sus mensajes. Prueba de ello es el mismo San Pedro, el Vaticano. Transmitir un mensaje a través del oficio de estos artistas. Creo que este es uno de los retos de este momento histórico, es cómo regresar a la humildad original y buscar la forma para que creadores contemporáneos puedan enriquecer la plataforma que ayude a conectar con los fieles.


- ¿Cuál es la situación latinoamericana de la relación entre el mensaje de la Iglesia y la arquitectura?

Hay muchos contextos en latinoamérica que ofrecen muchas oportunidades en las que se puede reflexionar para ver cómo se pueden tomar los recursos que ya existen e invertir en una mejor conexión con el entorno, para promover la actualización de un mensaje que muchas veces está descontextualizado, que ya no comulga con la tecnología que manejan los jóvenes y el mundo actual.


- ¿Cómo podría la Iglesia aprovechar esas oportunidades incluso a nivel global?

Todas las crisis son oportunidades y ahora el nuevo Papa puede aprovechar para hacer reformas consistentes, relevantes, para acercar a la Iglesia a los jóvenes que están viviendo un momento de sobre-información, en el que están creciendo las posibilidades de seguir otros discursos paralelos. Esa frescura que está trayendo el Papa actual puede ayudar a replantear de cero un modelo que ha distanciado a los creyentes. La arquitectura debería ser una herramienta para conectar con la gente. En momentos de gran visión la arquitectura ha servido para convocar a la gente y esa capacidad de la Iglesia se fue perdiendo a partir del arte conceptual. Es por ello que este Papa tiene la oportunidad histórica para retomar la arquitectura y las artes para conectar con las jóvenes generaciones.


- Acaba de fallecer Pedro Ramírez Vázquez, el gran intelectual y arquitecto mexicano que concibió, entre otras joyas emblemáticas como el Estadio Azteca, la nueva Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe. Ramírez Vázquez tenía una conciencia profunda de la función social y humana del arquitecto del siglo XX ¿Qué nos puedes decir de su legado?

Yo trabajé con él haciendo el Anillo del Bicentenario. Ramírez Vázquez fue uno de los personajes más completos en la arquitectura latinoamericana de la modernidad, pero sin duda una de las personas que con más fuerza ayudó a contribuir con la identidad del México moderno, con obras como el Museo de Antopología, la Basílica de Guadalupe, el Estadio Azteca... Pero a él le tocó vivir un México muy distinto, con una población menor, se trata de otro contexto completamente. Es una referencia notable sobre cómo hacer una arquitectura vinculada con el contexto y con nuestra nacionalidad, pero en ese entonces el mundo no estaba tan conectado. Nuestra generación tiene el reto de la sobre-información, que en muchas ocasiones te desconecta del contexto...

 








Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |

Another one window

Hello!