Menu


Pensar en los demás
La castidad se pone de moda


Por: Marcelino de Andrés | Fuente: .



Me ha causado perplejidad toparme con este titular en un diario: La castidad se pone de moda. Lo primero que me pensé fue: "¡Ojalá!" Porque estamos acostumbrados a que se nos diga y se nos haga ver todo lo contrario. Es decir, habían ya llegado a convencernos (y sin mucha dificultad) de que lo que está realmente de moda en todas partes es el la trivialización de la experiencia sexual, la precocidad de las relaciones sexuales, la exaltación del liberalismo y el desenfreno sexual. Todo eso por desgracia sigue siendo un hecho innegable y difundidísimo. ¿Quién lo duda?

Por eso comencé la lectura de ese artículo con la mente bastante cerrada por el escepticismo. Pero, contra toda expectativa, bastaron pocos párrafos para hacerme cambiar de actitud. Porque resulta que en realidad son ya un buen número los ídolos de los quinceañeros que declaran públicamente querer mantenerse vírgenes y castos antes del matrimonio.

Y en la lista de jóvenes estrellas que han optado por vivir la castidad hasta el matrimonio y lo anuncian con orgullo, encontramos, por ejemplo, al jugador de baloncesto A.C. Green, uno de los hombres clave de los Angeles Lakers; a la joven tenista rusa Ana Kournikova; a Leelee Sobieski, de 17 años, protagonista de la mini-serie Juana de Arco; a Jonathan Jackson, también de 17 años, que actúa como "Lucky" en la serie "General Hospital".

Además, últimamente se les ha sumado a esa declaración Enrique, el cantante e hijo del mítico Julio Iglesias. El anuncio de Iglesias hijo, con récords de ventas en todo el mundo, ha sido tal vez la mayor sorpresa. Enrique ha declarado lo siguiente: "Soy virgen y quiero seguir así hasta el matrimonio, y cuando le menciones, por favor no lo hagas en tono de broma".

Vaya, éstas sí que son noticias. No sé por qué hay tan pocos medios de comunicación que las difunden como se merecen. Se me hace extraño que una rareza tan monumental (como para muchos hoy parecería el propósito de castidad de esos jóvenes famosos) tenga tan poco eco en el mundo de las comunicaciones... Es una lástima.

Quizá por ello me he sentido en la necesidad de hacerme altavoz de estos hechos tan asombrosos. Y lo hago con el deseo declarado -no velado- de que además de haberlo dicho, esos jóvenes sean capaces de cumplirlo (ahí está lo difícil y lo de verdad asombroso), y que otros muchos se atrevan a hacer lo mismo siguiendo su ejemplo.

No, la virginidad y la castidad no están de moda y nunca lo han estado, ni antes ni después del matrimonio. Y es una pena, tratándose -como de hecho se trata- de valores estupendos que dignifican al hombre. De ahí mi deseo de que ojalá sean muchos más los jóvenes que decidan imitar en su vida a los que anuncian y viven su propósito de castidad. Con ello estarían haciendo honor a su dignidad personal, agradando a Dios y ofreciendo ese precioso regalo a la persona a la que decidan dedicar su vida.

Sí, ojalá que pronto se ponga de moda la castidad. Y que se viva no por estar moda, sino por haber descubierto en ella un valor que enriquece a la persona humana y salvaguarda el respeto que se le debe.




Envía tus comentarios al autor





Queremos conocer tu opinión. Participa en los foros de Catholic.net donde siempre encontrarás a alguien al otro lado de la pantalla, que agradecerá tus comentarios y los enriquecerá con su propia experiencia.
 





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |

Another one window

Hello!