Menu


400 Respuestas a preguntas que usted puede hacer sobre la doctrina católica (22)
Un homenaje a la memoria de un firme apologista, sus 400 respuestas a preguntas que usted puede hacerse sobre la doctrina católica, presentado en breves publicaciones semanales. (Preguntas 172-181)


Por: P. Jorge Loring S.J. | Fuente: Catholic.net // Editorial Spiritus Media



172. PRIMERAS ORACIONES

Padre, una vez más molestándolo. Quisiera me recomendara las oraciones fundamentales para realizar la Primera Comunión. La pregunta obedece a que en una comunidad de Culiacán se les pide a los niños que se aprendan 22 oraciones. No sé si sea conveniente o no. ¿Podría orientarme? Dios lo bendiga.

Tantas oraciones me parece innecesario. Bastarían éstas: Acto de contrición, Padrenuestro, Avemaría, Gloria, Credo, Salve, y alguna más que dé devoción.

 

173. EFICACIA DE LA ORACIÓN

Estimado Padre Loring: Le envío las siguientes dudas, aunque creo que son una misma. Por favor ayúdeme. Debido a que vivimos en casa una situación económica muy, muy difícil, hemos hecho oración, pidiendo al Señor su ayuda en nuestras necesidades; pero me encontré un libro muy bueno en donde leí que nosotros no debemos decirle a Dios lo que tiene que hacer o darnos, pues ÉL es quien sabe mejor lo que nos conviene. Mi duda surgió aquí: Es o no válido pedirle a Dios lo que necesitamos, y si esto no es válido, ¿por qué entonces Jesús dice en el Evangelio: "Pidan y se les dará, toquen y se les abrirá, busquen y encontrarán"? ¿Acaso el Evangelio es contradictorio? Francamente no lo creo. Pero sí tengo un conflicto para entender estas dos cuestiones que a mi parecer están ligadas y me parece que se contrapuntean.

Es evidente que Dios conoce perfectamente todas nuestras necesidades. Pero ha querido que nosotros le pidamos lo que deseemos. Por eso dice: "Pedid y recibiréis". Es más, muchas veces está esperando que se lo pidamos para concedérnoslo. Y también es verdad que, a veces, tarda en concedérnoslo, o nos da otra cosa que Él sabe es mejor para nosotros.



 

174. PEDIR LA CONVERSIÓN

Usted dice que Dios no condena a nadie sino que es uno mismo el que se condena. También he escuchado que uno debe orar y hacer sacrificios por la conversión de los pecadores.

Escuché un testimonio en el que una persona le rogaba a Dios la conversión de otra persona, y esta persona se convirtió, pero yo quedé muy confundido porque si es voluntad del pecador seguir en su pecado entonces por qué le pedimos a Dios que lo convierta como si dependiera de Dios esto. ¿Usted qué opina?


Al pedir a Dios la conversión de los pecadores le pedimos que les dé a ellos voluntad para que se conviertan.

 

175. CADENAS DE ORACIONES



Estimado P. Loring: Con cierta frecuencia recibo a través de la red unos mensajes de las llamadas "cadenas". Casi siempre consisten en invocar el nombre de Dios o el de la Virgen María, en cualquiera de sus denominaciones, exigiendo a uno que la retransmita a "n" cantidad de personas durante "n" lapso de tiempo, o de lo contrario la bendición o beneficio espiritual no será recibido. Debido a mis ocupaciones y al hecho de no querer sugestionarme con tales correos, los borro inmediatamente sin apenas leerlos.

Ahora bien, ¿es correcto ignorar estos mensajes? ¿Realmente puede pasar algo malo si no se continúa la cadena?


El orar siempre es bueno. Pero esas "cadenas de oraciones" en las que te amenazan con desgracias si la rompes, son mera superstición. Por lo tanto haces muy bien en romperlas. Yo he roto todas las que han llegado a mis manos, que han sido muchísimas.

 

176. CREDO AMBROSIANO

¿Me quiere usted dar el texto del credo ambrosiano?

El texto del Credo Ambrosiano es el del Credo Niceno-constantinopolitano. Se llama "ambrosiano" por la música que tiene.

 

177. LAS BENDICIONES

Queridísimo padre: Le agradezco sus sabios consejos y espero que siga orando por mí y mi familia. Le pregunto lo siguiente: A menudo en hablar cotidiano con personas piadosas, se dice "Dios te bendiga" o "Dios te cuide" o, aquí en Venezuela se acostumbra pedir la bendición a los Padres y a los familiares mayores (tíos, abuelos, etc.) y se le da la bendición al que la pide (por cierto, también es costumbre en España). Pero también, recibimos la bendición de manos del sacerdote al finalizar la liturgia. Me pregunto ¿cuál es el valor de las bendiciones?, es decir, ¿qué se obtiene al recibir la bendición y sobre todo de un ministro? ¿Se alcanza acaso gracia santificante? ¿La bendición de los rosarios o de los automóviles qué gana? ¿Qué valor especial tiene recibir una bendición con la reliquia de un santo o beato?

Perdone si le abrumo con todas estas dudas, pero me lleva dando vueltas estas cosas en la cabeza desde algún tiempo y nadie me ha sabido responder, confío en usted.


Las bendiciones no conceden gracia santificante, si no es la absolución sacramental. Es un modo de encomendar a Dios implorando su protección.

Las bendiciones que hacen los seglares están bien, pero las que hace un sacerdote tienen más valor, pues pueden conceder indulgencias.

 

178. DESTINO DE OBJETOS BENDECIDOS

Tengo varios objetos bendecidos y deteriorados, ¿qué hago con ellos?

Si son combustibles, quemarlos. Si no se pueden quemar, enterrarlos o tirarlos al mar. Si pueden flotar, en una bolsa de plástico con piedras. Sin son de yeso, meterlos en un recipiente con agua y con el tiempo se disuelven. Si es agua tirarla en tierra.

 

179. MODO DE SANTIGUARSE

Mi querido hermano en Cristo. Soy ministro extraordinario de la Eucaristía, estamos trabajando en la evangelización, vamos a diferentes sitios, y en una comunidad católica aprobada por la Diócesis, en donde venimos predicando, me di cuenta de que el líder de esa comunidad al hacerse la señal de la cruz la hace diferente. ¿Hay alguna normativa al respecto? La diferencia está en que cuando se signa "Espíritu" lo hace en su hombro derecho y "Santo" en el hombro izquierdo. Cuando lo advertí le pregunté por qué se signaba de esa manera y me contestó que daba lo mismo. Ayúdeme por favor, estoy confundido.

Su amigo es un raro. En la Iglesia Católica Romana de rito latino lo hacemos como usted. Los del rito oriental como él. Las dos formas son lícitas, pero si está en la Iglesia Católica Romana de rito latino debía hacerlo como se hace entre nosotros y no como lo hacen los orientales.

 

180. EL SANTO GRIAL

Siempre me ha intrigado el Santo Grial, motivo de algunas películas modernas y de grandes obras antiguas. Pero, en realidad, ¿qué es?

El Santo Grial fue el cáliz que el Señor utilizó en la Última Cena. Sobre él hay muchas leyendas. Yo voy a exponerle lo que creo es la verdadera historia, pues he hecho un vídeo sobre el tema y lo he estudiado. El Cenáculo, donde Cristo celebró la Última Cena, era de la familia de San Marcos, que era rica. Tenía un molino de aceite en Getsemaní y una casa en la ciudad. Como es lógico a Cristo le pusieron la mejor vajilla que tenían.

Entonces las vajillas de lujo no eran de oro y plata sino de piedras preciosas. La copa del Santo Grial es de ágata. Cuando San Marcos se va a Roma con San Pedro es natural que se lleve la copa que Cristo había utilizado en el Cenáculo. En Roma estaba el cáliz papal, con el que decían misa sólo los papas, pues es el que había utilizado Cristo en la Última Cena.

Cuando el emperador Valeriano empezó a apoderarse de los bienes de la Iglesia, el Papa Sixto II encargó al diácono Lorenzo (que después murió martirizado en la parrilla) por ser administrador de los bienes de la Iglesia de Roma, que salvara el cáliz papal de la rapiña del emperador. San Lorenzo era español, de Aragón, y le entregó el cáliz papal a un soldado romano que era de su pueblo y volvía a Jaca con permiso, para que se lo llevara a sus padres, con una carta que conocemos. Los padres de San Lorenzo entregaron el Santo Grial al obispo de Jaca.

Cuando la invasión musulmana, el obispo de Jaca escondió el Santo Grial en el monasterio de San Juan de la Peña, en el Pirineo aragonés. Por eso nadie sabía dónde se encontraba, y los Caballeros de la Tabla Redonda los buscaban. Expulsados los moros, los monjes lo manifestaron, y el rey Martín el Humano dio a los monjes un gran donativo y se llevó a su oratorio real el Santo Grial. Más tarde Alfonso el Magnánimo entregó el Santo Grial a la catedral de Valencia donde se conserva hasta hoy. Lo auténtico es la copa de ágata. El pie y las asas son de orfebrería posterior.

 

181. CINCO PREGUNTAS ACERCA DE LA EUCARISTÍA

Padre, permítame realizarle 5 preguntas.

1. ¿Qué es para usted el sacramento de la Eucaristía?
2. ¿Qué es para usted el sacramento de la reconciliación o de la penitencia?
3. ¿Cómo mejorar la participación de las Eucaristías en las diferentes diócesis, parroquias?
4. ¿Cuál es la principal diferencia del sacramento de la Eucaristía y del sacramento de la reconciliación?
5. ¿Cuáles son los principales abusos que se pueden presentar al sacramento de la Eucaristía? Enumere 5 de ellos.

Gracias por la atención prestada.

Te respondo brevemente.

1. El milagro permanente de Dios para demostrarnos su amor.
2. El gran beneficio de Dios para facilitar nuestra salvación.
3. Animar a la gente a la comunión diaria en gracia de Dios.
4. Que no se puede comulgar sin estar en gracia en Dios.
5. Comulgar en pecado, comulgar más por rutina que por devoción, que se caigan partículas al suelo al comulgar en la mano, no dar gracias después de comulgar, acercarse a comulgar con vestimenta inadecuada.

Publicaciones anteriores

Preguntas 1-8
Preguntas 9-16
Preguntas 17-24
Preguntas 25-32
Preguntas 33-40
Preguntas 41-48
Preguntas 49-56
Preguntas 57-64
Preguntas 65-73
Preguntas 74-81
Preguntas 82-89
Preguntas 90-97
Preguntas 98-106
Preguntas 107-115
Preguntas 116-126
Preguntas 127-133
Preguntas 134-140
Preguntas 141-147
Preguntas 148-154
Preguntas 155-162
Preguntas 163-171

Cualquier consulta sobre estos temas las podrán realizar al consultorio de Antonio Salas Sánchez.

Para conocer más sobre el P. Jorge Loring pueden visitar su sitio web: http://www.jorgeloring.org/Inicio.html

Para descargar, en formato pdf, los libros escritos por el P. Jorge Loring ingresar a: http://www.jorgeloring.org/Libros.html

Si aún no estás inscrito a estos boletines puedes hacerlo a través de este enlace: SUSCRÍBETE (selecciona ¡Ser discípulos! Aprende a defender tu fe).

Si deseas regalar este servicio a un amigo o difundirlo a más personas, puedes hacerlo a través del siguiente enlace: Regala boletines ¡Ser Discípulos! Aprende a defender tu fe

Si tienes sugerencia de temas -sobre sectas o apologética- en los cuales deseas que se profundice, escribe a Sugerencias





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |

Another one window

Hello!