Menu



La nueva demografía
En lugar de buscar tener menos hijos, procurar tener hijos mejor educados que siempre serán un capital humano, familiar y social para hacer frente a los enormes retos del futuro porvenir


Por: Claudia Jimeno | Fuente: Catholic.net



La revista News Week, en su artículo de portada de su No. de fecha 27 de septiembre nos presenta una información para muchos sorprendente, para más y más países el problema ya no es tener demasiada gente, si no tener escasez de ella; alrededor del mundo la gente está teniendo menos y menos hijos.

La tasa mundial de fertilidad ha caído de 6 hijos por mujer promedio en 1972 a 2.9 en la actualidad, y los demógrafos dicen que sigue cayendo más rápido que nunca.

Como la fertilidad promedio mundial sigue por ahora arriba del 2.1 hijos por mujer en promedio, -tasa requerida para la estabilidad- la población mundial sigue creciendo, se estima que pase de 6,400 millones de personas actuales a 9,000 millones de personas en el 2050 y de ahí inicie una acelerada caída. Esta nueva demografía traerá importantes consecuencias en el equilibrio de fuerzas, en el crecimiento económico y en nuestro estilo y nivel de vida.

En Europa por ejemplo, con una tasa de fertilidad promedio de 1.4 hijos por mujer se perderá la quinta parte de su población cada 40 años.

Bulgaria se encogerá un 38%, Rumania el 27%, Estonia el 25%.

Rusia ya pierde actualmente 750,000 personas cada año, fenómeno calificado por el Presidente Putin como “crisis nacional”.

Japón está llegando al tope de su población actualmente, para empezar a caer con una fetilidad de 1.3 hijos por mujer; se estima que pierda un cuarto de sus 27 millones de personas en los próximos 40 años.

China es otro caso derivado de su férreo control natal y del aumento en su expectativa de vida, dentro de 10 años la población china será más vieja en promedio que la de los Estados Unidos, su población se estima, alcanzará el máximo de 1,500 millones en unos 15 años, para de ahí empezar a caer entre un 20 y un 30% por generación.

En México nuestra población está envejeciendo tan rápidamente, que en pocas décadas no sólo dejaremos de crecer y empezará a caer la población, si no que tendremos, aunque parezca increíble, una población más vieja que los Estados Unidos de América.

“Quizás sea momento de modificar nuestro enfoque en lugar de buscar tener menos hijos, procurar y aquilatar tener hijos mejor educados que siempre serán un capital humano, familiar y social para hacer frente a los enormes retos del futuro porvenir”.





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |