Menu



Murcia

Santuario de la Santísima y Vera Cruz de Caravaca
Alberga un Lignum Crucis y tiene el privilegio de celebrar perpetuamente un Año Jubilar cada 7 años


Por: Varios | Fuente: www.regmurcia.com / otros



El santuario de la Santísima y Vera Cruz se encuentra en Caravaca de la Cruz (Murcia), España.

Se construyó en el interior del castillo, en lo alto de una colina, que fue remodelado durante el siglo XVII para albergar el Santuario. El templo actual fue erigido, sobre la base de una antigua Capilla medieval que albergaba un Lignum Crucis, es decir, un fragmento de la verdadera Cruz en la que Jesucristo fue crucificado, siendo el autor de la traza el arquitecto carmelita Fray Alberto de la Madre de Dios. Casi un siglo duró la construcción quee comenzó en 1617 en estilo de finales del Renacimiento y se terminó en 1703, en pleno Barroco.

Ya desde el siglo XIII tuvieron lugar las primeras peregrinaciones que continuarían a lo largo de los siglos, a este antiguo Santuario, en donde se venera la famosa Cruz de Caravaca. Se convirtió en Basílica Menor el 2 de febrero de 2008, según decreto del papa Benedicto XVI de 3 de diciembre de 2007.

Asimismo, desde 2003 y repitiéndose cada 7 años tiene el privilegio de celebrar perpetuamente un Año Jubilar, concedido por el papa Juan Pablo II en enero de 1998. Este Jubileo perpetuo sólo se da en otros cuatro lugares en el mundo: Jerusalén, Roma, Santiago de Compostela y Santo Toribio de Liébana.

El santuario



El santuario tiene planta de cruz latina y la fachada principal, realizada con mármoles de la zona, es uno de los mejores ejemplares barrocos de la región.

El interior del templo se divide en tres naves, de estilo post-herreriano, caracterizado por la robustez y severidad de los paramentos, creando una sensación de rigidez en contraposición con la fachada. A la sacristía se accede por el lado del Evangelio, mientras que en la Epístola se encuentra la capilla de la Vera Cruz de Caravaca. El cuerpo superior se organiza a modo de deambulatorio que permite contemplar el resto de la iglesia. Posee un órgano en el coro alto, construido en 1776 por el maestro José Folch y seriamente dañado durante la Guerra Civil. Su restauración se llevó a cabo en 2003 y acompaña a los actos religiosos de mayor importancia.

     El 18 de marzo de 1944 fue declarado Monumento Histórico Nacional.

     El Santuario, edificado en el siglo XVII en el interior de la antigua fortaleza medieval levantada por los musulmanes, tiene entrada por una puerta situada en la muralla que mira hacia poniente. Esta, recientemente restaurada, es de planta irregular y rodea el recinto, conservando catorce baluartes y torreones de época medieval, el más elevado de los cuales se halla en la parte Este y se conoce con el nombre de 'Torre Chacona'.

     El Museo de la Vera Cruz está ubicado en la tradicional Casa del Capellán, en el Santuario de la Vera Cruz, y se compone de tres salas dedicadas a la historia de la Sagrada Reliquia, al ajuar litúrgico y a la arqueología del Santuario. Su colección básica procede del antiguo Museo de Arte Sacro e Historia de la Vera Cruz.



     En el sótano del museo encontramos restos arqueológicos de las murallas, torres y mazmorra del antiguo castillo medieval que existió bajo la actual iglesia y museo. También se ha recuperado el foso de la Guerra de la Independencia, los grandes aljibes medievales, y la torre de las Toscas, donde se ubica la Oficina de Atención al Peregrino.

Edad Media

   El símbolo de Caravaca es su singular cruz patriarcal de doble brazo, a la que la leyenda hace aparecer milagrosamente a un sacerdote llamado Ginés Pérez Chirinos en el año 1232, cuando éste oficiaba misa ante el Ceyt-Abuceyt o sayyid Abuzait, que le había hecho prisionero. El fragmento de lignum crucis sería transportado por manos angelicales desde el pectoral del patriarca de Jerusalén hasta el modesto altar en el que oficiaba misa Chirinos, al haber desaparecido la cruz que había sobre el altar. El fragmento de madera se conserva en un relicario en forma de cruz de doble brazo, oriental y patriarcal. El estuche es una copia de un modelo que data de 1777, que a su vez procede de otros estuches distintos y más antiguos. Las referencias históricas fechan en 1243 la conquista del reino de Murcia por el infante don Alfonso X el Sabio, quien hace donación en ese momento de los territorios de Caravaca a Berenguer de Entenza. Posteriormente, en 1266 se entrega la ciudad de Caravaca, formando bailía con Cehegín y Bullas, a la Orden del Temple; y es Alfonso XI, en 1344, quien otorga toda la comarca a la Orden de Santiago en la figura de su maestre D. Fadrique.

   Es durante el reinado de los Reyes Católicos, cuando el comendador D. Juan Chacón lleva a cabo obras importantes de mejora en la fortaleza medieval levantada por los musulmanes. Entre éstas destaca la del levantamiento de la Torre del Homenaje, que posteriormente pasó a conocerse por torre 'Chacona' en recuerdo a su promotor, erigida con la base de tapial musulmán. Pero el torreón más grande y singular es uno de planta cuadrangular que flanquea la entrada al Castillo y que formó parte de la iglesia gótica de Santa María la Real o Nuestra Señora de los Ángeles (hoy tienda de recuerdos). La torre tiene bóveda apuntada con un arco fajón central y una ventana geminada al exterior de primitivos arcos ojivales.

Edad Moderna

   Para la primitiva iglesia de la Vera Cruz don Pedro Fajardo, marqués de los Vélez, encargó en 1521 a Hernando de Llanos, discípulo de Leonardo Da Vinci, un retablo que se conserva en la actualidad en el Museo del Santuario. La actual iglesia del Santuario de la Vera Cruz de Caravaca se inició en tiempos de Felipe III tras una donación real de 7000 escudos, recaudados de los bienes de los moriscos expulsados. La traza es de fray Alberto de la Madre de Dios, discípulo del arquitecto real. La construcción de la nueva iglesia supuso la destrucción de la anterior sobre la que se levantaría. Se conoce la iglesia que se levantaba sobre parte de la torre de la Vera Cruz y son continuas las alusiones al mal estado de conservación.

   En 1617 la iglesia debía estar adelantada en su construcción, ya que en ese año la Santa Cruz fue repuesta en el templo. Sin embargo, la edificación no se terminó hasta 1703. La reliquia comenzó a recibir culto en Santa María la Real, diminuta iglesia gótica que existía en el alcázar-santuario hasta 1677, fecha en que se trasladó a la capilla del Conjuratorio (en la parte alta del Santuario), mientras se concluía la iglesia actual a donde se condujo el 3 de mayo de 1703. La portada no estuvo totalmente finalizada hasta 1750.

Personajes

   Entre los personajes más destacados en la construcción del edificio o en el encargo de obras artísticas para la decoración del interior del templo, destacan los siguientes. En primer lugar sobresale el arquitecto de la Orden Carmelitana Alberto de la Madre de Dios, fraile carmelita tracista y ejecutor de la iglesia del Santuario de la Vera Cruz, iniciándose la gran obra en 1617. Este arquitecto, carmelita que estuvo al servicio del Duque de Lerma, también dio las trazas del convento de 'Nuestra Señora del Carmen' de Caravaca. Durante el reinado de los Reyes Católicos es cuando el Comendador D. Juan Chacón lleva a cabo obras importantes de mejora en la fortaleza medieval levantada por los musulmanes. Entre éstas la del levantamiento de la Torre del Homenaje, que posteriormente pasó a conocerse por torre 'Chacona' en recuerdo a su promotor.

   Para la primitiva iglesia de la Vera Cruz don Pedro Fajardo, marqués de los Vélez, encargó en 1521 a Hernando de Llanos (1465-1525), discípulo de Leonardo Da Vinci, un retablo al que pertenecían las seis pinturas conservadas en la actualidad en el museo del Santuario. En una primera etapa, Llanos realizó su labor junto con Fernando Yáñez de la Almedina, formándose ambos en Italia. Los dos realizan el tríptico del retablo de la Catedral de Valencia, después se separan y Hernando viene a Murcia encargado por el Cabildo, dejando su obra en el Museo de la Catedral. Parece ser que fue entonces cuando es contratado para realizar el retablo que formaron las cuatro tablas con la iconografía de la tradición de la Cruz y los cuadros restantes del incendio del altar y San Juan en Patmos.

Página web de la Real e Ilustre Cofradia de la Stma. y Vera Cruz de Caravaca

Visita virtual al Santuario





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |

Another one window

Hello!