Menu


Intentan callar a joven concejal en debate copado por abortistas
La intolerancia de las feministas se transformó en griterío e intentos de arrebatarle el micrófono


Fuente: http://www.lapop.org/



El jueves 16 de Julio, la Congresista Veronika Mendoza, Maria Ysabel Cedano y otras líderes abortistas se llevaron la mayor sorpresa de su vida cuando una jovencísima concejal desbarato un supuesto “debate” sobre el proyecto de ley de aborto por violación. El evento fue organizado por la campaña abortista “Déjala Decidir” en el populoso distrito de Villa El Salvador de la periferia de Lima. Flor de María León, concejal del distrito, tomó el micrófono en medio del evento y protestó pues el “debate” solo tenía ponentes en favor del aborto, una audiencia totalmente parcial en favor del aborto, el auditorio decorado con símbolos de la campaña y lemas abortistas y hasta mujeres adultas disfrazadas de escolares que decían haber sido violadas.

Por supuesto, inmediatamente la intolerancia de las feministas se transformó en griterío e intentos de arrebatarle el micrófono. Pero no lograron callarla. “Como mujer me siento tan indignada y, sobretodo, con mucha tristeza de que se unan para intentar aprobar esta ley que es un crimen, un asesinato a un ser indefenso que no tiene voz para poder defenderse. ¿Quién es la víctima? Hay dos víctimas acá: Primero la madre y segunda víctima, el bebé. ¿A quién tenemos que acusar, al bebé? ¿El bebé tiene que pagar?”, dijo Flor de María.

Estas declaraciones fueron recogidas por el canal de youtube “Amigos de Villa” donde recibió muchas muestras de solidaridad por parte de los vecinos del lugar. Incluso luego de ser expulsada del evento abortistas siguió dando declaraciones: “esto no ha sido un debate justo, porque su hubiera sido justo hubieran estado las dos partes: Uno de los que están a favor y dos, de los que están en contra para que ustedes puedan sacar sus conclusiones, no se dejen engañar… si ese bebé fuera mujer ¿no tendría derechos?”

El video completo lo puede ver aquí. 

Verónika Mendoza y Maria Ysabel Cedano, congresista de la república y la presidenta de DEMUS respectivamente, fueron las ponentes principales de este “debate”. Es decir, totalmente parcializado. Es por ello que esta jovencita salió indignada a dar la cara en favor de la vida primero manifestando su tristeza por el tema y luego su incomodidad por la falta de objetividad del debate.



No pudiendo contenerla, los organizadores del evento optaron por desconectar el micrófono para evitar que la valiente concejal pueda seguir dando su punto de vista. La intolerancia llegó a tal punto que en el video puede observarse que en determinado momento un grupo de feministas del público, Maria Ysabel Cedano y hasta la misma moderadora del “debate” coreaban lemas abortistas mientras le arrebataban el micrófono de las manos.

A pesar de su corta edad, Flor de María León es una dirigente vecinal con experiencia en ayuda a las mujeres pobres y en necesidad. Así lo manifestó cuando dijo: “yo apoyo a un centro de salud donde llegan jóvenes que vienen después de haber abortado… lamentablemente da mucha pena porque vienen deprimidas, a punto de suicidio, arrepentidas de suicidarse”.

La valerosa intervención de Flor de María debe hacernos pensar sobre qué tipo de política se está haciendo en nuestros tiempos. ¿Es qué cualquier colectivo social puede hacer una parodia de debate y presentarlo mediáticamente como conclusiones de la población? ¿Cómo puede haber democracia cuando flagrantemente se quieren imponer las propias ideas en beneficio propio? ¿Cómo puede haber un debate si no dejaron que esta dirigente termine de dar su opinión al respecto sino la agredieron con gritos y quitándole el micro? ¿De qué tipo de tolerancia hablan las feministas si ellas mismas no la practican?

----

Fuente: Lucidez.pe 







Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |