Menu


Pidan y se les dará
Reflexión del evangelio de la misa del Jueves 12 de Octubre de 2017

Jesús propone ponernos en manos de nuestro Padre Dios


Por: Mons. Enrique Diaz, Obispo de la Diócesis de Irapuato |



Malaquías 3, 13-20: “Ya viene el día, ardiente como el horno”
Salmo 1: “Dichoso el hombre que confía en el Señor”
San Lucas 11, 5-13: “Pidan y se les dará”

 

 

Cuando escucho las constantes quejas sobre la situación actual y las críticas acervas contra todas las propuestas y acciones que se realizan, recuerdo lo que alguien hace tiempo me decía: “Si el tiempo que dedicamos a renegar, quejarnos y criticar, lo empleáramos en hacer oración, hace tiempo que habríamos transformado el mundo”

 



Es lo mismo que Jesús nos propone en este pasaje, utilizando ejemplos que todos podemos comprender y hasta aventurándose a comparar a Dios con un vecino duro de convencer. Y no es que en alguna forma pueda aparecer Dios con un corazón indiferente a las necesidades, sino que la enseñanza se dirige a conseguir la perseverancia y una verdadera actitud de confianza en Dios. Jesús propone ponernos en manos de nuestro Padre Dios, movidos por el Espíritu Santo, orando con fe, con el corazón dispuesto a aceptar su voluntad y no hacerlo que cumpla nuestros caprichos.

 

Hay quien vive con resentimientos contra Dios porque no le concedió lo que, según él, justamente pedía. Pero no podemos convertir la oración en un comercio, tasando los favores a costo de número de oraciones o de privaciones o de veladoras. La oración nos lleva a ponernos con una total confianza en manos de Dios que nos llena de esperanza para afrontar las dificultades, sobre todo las sufridas por el Reino. Jesús insiste en esta oración de petición porque lo primero que tenemos que reconocer es que somos creaturas necesitadas de Dios. Quizás este sea el pecado actual: nos sentimos seguros, satisfechos y cuidados, por la tecnología, la ciencia y los adelantos modernos.

 

Y entonces nos olvidamos de Dios, no tenemos tiempo para dialogar con Él y mucho menos para hacerlo con insistencia. La imagen de un padre que busca dar lo mejor para sus hijos, se la adjudica Jesús a su mismo Padre, pero dejando una clara diferencia entre nosotros que somos malos y Él que es bondad. Dios es ternura, compasión, cercanía, misericordia… Tomemos hoy el consejo de Jesús y todas nuestras empresas pongámoslas en manos de nuestro Padre Dios con una confianza absoluta. Pero también con una insistencia machacona, no para “despertar” a Dios, sino para despertar nuestros afectos filiales de confianza, seguridad, que nos lleven a actuar con mayor coherencia entre lo que estamos orando y lo que estamos actuando. Abramos nuestro corazón al Espíritu para que nos ilumine en estos momentos y nos aconseje qué es lo que debemos pedir y la forma de hacerlo constantemente.







Compartir en Google+




Consultorios
P. Antonio Rivero L.C.
Formación y Espiritualidad del Sacerdote
Mons. Juan Esquerda Bifet
Espiritualidad Sacerdotal
P. Carlos Skertchly L.C.
Formaciòn y Espiritualidad del Sacerdote
P. Rafael Jácome L.C:
Pastoral presbiteral. Acompañamiento espiritual para sacerdotes
P. Mario Sabino González
Asesoría a Formadores en Seminarios
Alexei Estrella Morales
Diseño Económicos Contables y Financieros para Institutos de Vida Consagrada
P. Andrzej Zielinski SAC
Ayuda y acompañamiento vocacional
Erielto Iatski Cardoso
Acompañamieto en el proceso vocacional
Daniel Cáliz
Pastoral Hispana dentro de la parroquia
[+] Ver más consultores
Reportar anuncio inapropiado |