Menu


Aborto y mortalidad materna
Una legislación que protege la vida del niño por nacer no incrementa la mortalidad materna ni los abortos ilegales


Por: Elard Koch | Fuente: Diario La Tercera



Mauricio Tapia afirma que en Chile los abortos ilegales superan los cien mil. Sin embargo, de acuerdo con nuestras investigaciones, las cifras del aborto son bastante diferentes.

En una reconstrucción de series paralelas de 51 años de mortalidad materna por aborto y sus determinantes en Chile desde 1957, la mortalidad por aborto se redujo 97,6%. Luego de la prohibición del aborto terapéutico en 1989, esta se redujo de 13,62 a 1,65 por 100.000 nacidos vivos (87,9%). En términos absolutos, el riesgo actual de morir por aborto es de 0,09 por 100.000 mujeres en edad fértil (uno en un millón).

Basado en el modelo que estima el número de nacimientos que debieran ocurrir, los abortos se han reducido de 290.311 en 1963 a 22.302, actualmente. En Chile ocurre un aborto por cada 10,9 nacidos vivos. En contraste, después del aborto legal o despenalizado en 18 países europeos, este cociente se incrementó desde uno por 9,9 a uno por cada 3,2 nacidos vivos, una verdadera epidemia moderna de abortos.

Estos resultados, presentados recientemente en la ONU, en consecuencia señalan que una legislación que protege la vida del niño por nacer no incrementa la mortalidad materna ni los abortos ilegales. Tampoco el aborto ilegal, actualmente en cifras endémicas en Chile, es "inseguro", pues tenemos uno de los riesgos más bajos de mortalidad en el mundo.

Finalmente, legalizar o despenalizar el aborto provoca una "epidemia" de abortos provocados con consecuencias nefastas para la salud pública de la mujer y el país.

Elard Koch
Director de Investigación Depto. Salud Familiar
Facultad de Medicina U. de Chile





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |