Menu


Sangre de cordón umbilical
El almacenamiento de células madre de la sangre del cordón umbilical debe considerarse en la actualidad, como una tecnología experimental y no una terapéutica probada ni aprobada, ni en México ni en Estados Unidos.


Por: Dr. Raul Garza | Fuente: nataldoc.com




Sangre de Cordón Umbilical
¿La solución del futuro?


Desde 1988 las células madre fetales de sangre del cordón que pueden obtenerse al finalizar el embarazo, sin ningún peligro ni inconveniencia para el bebé o para la madre, son células sanguíneas multipotenciales, capaces de poblar la médula ósea de un paciente al cual se le han disminuído considerablemente o destruído para propósitos de tratamiento a una enfermedad, sus propias células medulares, situación conocida como trasplante de médula ósea.

En el año 2000, aparte del Programa Nacional de Donadores de Médula Ósea, en E.U.A. existen una buena cantidad de Bancos Públicos y Universitarios, destinados a preparar, preservar y congelar muestras donadas altruistamente, con el sólo propósito de servir como reemplazo de médula ósea en pacientes (sobre todo niños) necesitados de este trasplante.

De un tiempo a la fecha(2000), se han desarrollado algunos bancos privados con el propósito de almacenar células madre de la sangre fetal, con el propósito de preservar para el futuro de esos bebés, la posibilidad de autousar sus propias células, una vez que se hayan desarrollado las técnicas necesarias para su utilización en un sinúmero de procedimientos que en teoría pudieran resultar de esta fuente de producción celular o de tejidos y aún de órganos, que en el futuro se pudieran necesitar por enfermedad o complicación.

Un comité del Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos y otro Grupo Universitario de Trabajo en situaciones Éticas referentes a los Bancos de Sangre del Córdón Umbilical, desde 1997 han emitido opiniones y recomendaciones (que persisten en la actualidad) con respecto a la utilidad de dichos métodos para la población en general, y en relación al uso generalizado de la Preservación y Congelación de la Sangre del Cordón Umbilical.

A continuación ponemos a su consideración algunas de estas opiniones:

“La determinación paterna de preservar las células de sus hijos está alentada más por su deseo de proteger al máximo a su hijo, que por la evidencia científica de su utilidad real”

“La mercadotecnia en el sector comercial con respecto a Bancos de Sangre del Cordón, incluye ejemplos que desinforman a los padres en relación a la necesidad y los beneficios que se ofrecen.”

“La mayor parte de las personas nunca necesitarán usar dichas células madre, tal vez su uso se encuentra entre 1/10,000 a 1/200,000”

“Siendo que en el futuro se demuestre la efectividad y seguridad de una práctica de este tipo, la sociedad estará muy preocupada por si lo que ahora existe se manejó como una moda, debido a que no hay una regulación adecuada de esta actividad de bancos privados, eminentemente comerciales.”

“La colección de células madre, como se realiza en la actualidad, asegura un número de células adecuado para un niño, pero no necesariamente para un adulto que lo necesite”

“¿Si la necesidad existe y las células se van a utilizar, 15 o 20 años después, quién asegura que se mantengan viables y útiles para dicho uso?”

“¿Cómo balanceamos los intereses empresariales y el interés público en una situación como la presente? ¿Qué tipo de arreglos financieros son permisibles?”

“Existe la necesidad de un verdadero consentimiento bajo información, donde los padres decidan con toda la información y sobre todo la relacionada a todo lo que se encuentra en fase totalmente experimental; antes de tomar dicha decisión y antes de estar en el hospital para el término del embarazo.”

“¿Serán las células madre del cordón umbilical, mejores que las de la sangre periférica o las de los tejidos adultos, para el propósito de restituir o reparar los tejidos u órganos dañados?”

“Los médicos deberían resistir las presiones del mercado y evaluar en forma científica y profesional, los beneficios y los riesgos; tanto los emocionales como los físicos y biológicos”
“Una vez que las células están en los bancos, ¿a quién pertenecen, a los padres que pagan la manutención, al niño de quien provienen; las podrán regalar o vender, podrá el banco disponer de ellas por ser de extranjeros, o los médicos que las obtuvieron y modificaron la sangre para preparar el material a congelar?”

La Academia Americana de Pediatría, en 1999 mencionó: “Es difícil recomendar a los padres, el que almacenen la sangre del cordón de sus hijos para su uso futuro, a menos de que alguno de sus familiares directos presente un trastorno hematológico”

En definitiva hay muchas más preguntas que respuestas relacionadas a esta técnica y sus posibles beneficios, algunas son muy simples, otras muy difíciles como las éticas, morales y sociales; sin embargo, lo importante es valorarlo y darle una dimensión real, no irse por el espejismo de que todo será posible. El almacenamiento de células madre de la sangre del cordón umbilical debe considerarse en la actualidad, como una tecnología experimental y no una terapéutica probada ni aprobada, ni en México ni en Estados Unidos, y debe darse una atención especial a la naturaleza especulativa de su utilidad práctica.


Bibliografía

-Sugarman, J. et al. Ethical issues in umbilical cord blood banking. JAMA 1997; 278: 938-943
Willey, J. and Kuller, J. Storage of newborn stem cells for future use. Obstet Gynecol 1997; 89:
300-303

-American College of Obstetricians and Gynecologists, Committee Opinion. #183, 1997
 

 

 

 

 



 





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |