Vida de Santa Bernardita
Niñez humilde y enfermiza pero llena de piedad