Menu


Los Movimientos en la Iglesia no son sectas
Las nuevos movimientos eclesiales hoy día reúnen a millones de católicos en todo el mundo


Por: n/a | Fuente: Fe y Familia



¿Están surgiendo sectas dentro de la Iglesia Católica con los nuevos movimientos o comunidades? Un estudio interdisciplinar, presentado por el último número de la revista «Concilium», responde negativamente a la pregunta.

Según información proporcionada por la agencia de noticias Zenit, la investigación realizada por el Comité científico de la revista ha sido dirigida por el historiador Alberto Melloni y se ha realizado involucrando a expertos en historia, teología, derecho canónico y sociología.

Al presentar el resultado de la investigación monográfica, que lleva por título «Los movimientos en la Iglesia», el Padre Rosino Gibellini, director de la revista, explica a los micrófonos de «Radio Vaticano» que no se puede aplicar el esquema que califica de sectas a los nuevos movimientos.

El sacerdote explica que la investigación se hizo después de constatar que al referirse a las nuevas realidades eclesiales, con frecuencia hay personas que afirman: «sí, pero son como una secta».

Las nuevas realidades eclesiales (muchas no se identifican con el término "movimiento") han surgido en particular tras el Concilio Vaticano II y hoy día reúnen a millones de católicos en todo el mundo.

En su noticia, Zenit citó como ejemplo a los movimientos más conocidos: «Focolares, Camino Neocatecumenal, Comunión y Liberación, Comunidad del Emmanuel, Regnum Christi, Comunidad de San Egidio, grupos de la Renovación Carismática, Movimiento de Vida Cristiana, etc.».

El estudio, aclara el teólogo, demuestra que «los movimientos son organizaciones religiosas. No son sectas, pues ante todo tienen por referencia a la autoridad de la Iglesia, es más, se diría que tienen un hilo directo con la guía de la Iglesia». Además, aclara, ofrecen un servicio humano y «estas dos referencias hacen que no pueda hablarse de ellos como de sectas».

El estudio del teólogo Alexandre Ganoczy, aclara el director, muestra que una secta «es una forma eclesial opuesta y alternativa: "nosotros somos ´la´ Iglesia". En la práctica, el carácter eclesial de estos movimientos no es opositivo o exclusivo, y por tanto no se puede utilizar el concepto de secta».

Tras la investigación, el teólogo concluye: «Creo que estos movimientos traen una revitalización del tejido comunitario cristiano».


Si tienes alguna consulta utiliza este enlace para escribirle al P. José Antonio Caballero. Especialista en Sagrada Escritura y repuestas Bíblicas





 

Suscríbete a la Newsletter de Catholic.net
para recibir este servicio en tu e-mail

 

 

 



 

Si tienes alguna duda, conoces algún caso que quieras compartir, o quieres darnos tu opinión, te esperamos en los FOROS DE CATHOLIC NET donde siempre encontrarás a alguien al otro lado de la pantalla, que agradecerá tus comentarios y los enriquecerá con su propia experiencia.

 

 

 









Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |