Menu


Ejerciendo Oficios.
Juego que nos enseña a apreciar y valorar lo que Dios nos ha dado, mediante la interpretación de mensajes mímicos.


Por: Centro de actualización pedagógica | Fuente: CAP



Objetivo:

Reforzar la idea del corazón lleno de amor de Cristo por cada uno de nosotros,
valorando todo lo que Dios nos ha dado y el trabajo que implica tenerlo, para
aprender a cuidarlo y aprovecharlo. Desarrollar la capacidad de interpretar
mensajes mímicos y relacionarlos con actividades de los personajes de la unidad.

Desarrollo:

1. Cada niño seleccionará un producto útil de todo lo que tiene a su alrededor,
determinará de qué materia prima fue elaborado, el proceso de transformación,
expresará por medio de mímica todo lo anterior y dará gracias a Dios de la
misma manera (sin palabras).
2. Los demás compañeros tienen que identificar de qué producto se trata y
cuando lo logren, todos repetirán por medio de mímica el agradecimiento a Dios
por ese producto y por todas las personas que trabajaron para que lo pudiéramos
tener.

Ejemplo:

Los pupitres de madera: el alumno expresa por medio de mímica desde la tala del
árbol, el traslado de los árboles, el corte de la madera, la construcción de las
bancas (trazo, corte, armado, pulido, barnizado, traslado), por último da
gracias a Dios por otorgarnos los árboles y todo lo necesario para nuestro
bienestar.

 

 

 

 



* Síguenos en nuestras redes sociales y comparte con nosotros tu opinión:
Facebook Catholic.net.
Twitter Catholic.net.

* Para mayor información, visita nuestra Comunidad de Catequistas y Evangelizadores.

* ¿Dudas, inquietudes? Pregúntale a un experto

* ¿Te gustó nuestro servicio? Suscríbete a nuestro boletín mensual

* Comparte con nosotros tu opinión y participa en nuestros foros de discusión":Foros de discusión de Catholic.net



 







Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |