Menu


Academia Pontificia de las Ciencias
Es la única academia de ciencias con carácter internacional en el mundo


Por: Estado de la Ciudad del Vaticano | Fuente: www.vaticanstate.va



La Academia Pontificia de las Ciencias tiene por objeto honrar la ciencia pura, asegurar su libertad y favorecer la investigación. Fue fundada en Roma, en 1603, por Federico Cesi, Juan Heck, Francisco Stelluti y Anastasio De Filiis. Originariamente se denominó «Academia de los Linces (Lincei)», más tarde «Academia Pontificia de los nuevos Lincei», y el 28 octubre de 1936, el Sumo Pontífice Pio XI la dotó de nuevos estatutos y le dio el nombre actual. El 1 de abril de 1976, el papa Pablo VI aprobó los estatutos actuales.

El cuerpo académico está formado por ochenta académicos de nombramiento pontificio, elegidos de entre los más notables científicos del mundo, los académicos perdurante munere por motivos de trabajo, y los académicos honorarios, así denominados, en razón de los méritos contraídos.

Es la única academia de ciencias con carácter internacional en el mundo. La sede principal se encuentra en la Casina de Pio IV, dentro de los Jardines Vaticanos.

Objetivos:

  • Promover el progreso de las ciencias matemáticas, físicas y naturales, y el estudio de las cuestiones epistemológicas y temas relacionados
     
  • Reconocer la excelencia en la ciencia
     
  • Estimular un enfoque interdisciplinario de los conocimientos científicos
     
  • Fomentar la interacción internacional
     
  • Fomento de la participación en los beneficios de la ciencia y la tecnología el mayor número de personas y de los pueblos
     
  • Promover la educación y la comprensión pública de la ciencia
     
  • Garantizar que la ciencia trabaja para avanzar en la dimensión humana y moral del hombre
     
  • El logro de un papel para la ciencia que consiste en la promoción de la justicia, el desarrollo, la solidaridad, la paz, y la resolución de conflictos
     
  • Fomentar la interacción entre la fe y la razón y fomentar el diálogo entre la ciencia y los valores espirituales, culturales, filosóficas y religiosas
     
  • Proporcionar asesoramiento de expertos sobre los aspectos científicos y tecnológicos
     
  • Cooperar con los miembros de otras Academias en un espíritu amistoso para fomentar dicha objetivos.

     

    Sitio Oficial de la Pontificia Academia Scientiarvm







Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |

Más información aquí