Menu


1.500 jóvenes trabajarán en sus vacaciones por la dignidad de la persona
Son estudiantes de educación superior y de colegios en Chile.


Fuente: Aci Prensa



Mientras algunos jóvenes planifican el destino de sus vacaciones para descansar, unos 1.500 estudiantes de educación superior y de colegios en Chile iniciaron un viaje que les permitirá fortalecer su fe y entregar dignidad en un contexto de justicia y de paz.

El sábado 4 de enero, en el campus San Joaquín de la Pontificia Universidad Católica de Chile, se reunieron los estudiantes con sus mochilas, equipamientos y sueños para visitar por 10 días, más de 70 localidades de Chile.

Los grupos continuarán proyectos o iniciarán otros nuevos en el difícil contexto social del país que comenzó el 18 de octubre y ha escalado en violencia y enfrentamientos entre personas e instituciones públicas y privadas.

La actual situación del país muestra que “hay una profunda inquietud por volver a destacar la dignidad de cada persona, por la necesidad de que cada uno pueda vivir en un contexto de justicia y de paz”, dijo el capellán general de la Universidad Católica, P. Guillermo Greene.

De esa forma, tanto los voluntarios de misiones como los habitantes de cada zona podrán “crecer y destacar su propia dignidad, crecer en la comunidad y en el sentido de ser familia, de construir juntos una nación mejor que viva los valores del Evangelio”, aseguró.



Antes de iniciar esta aventura, vivieron la Santa Misa presidida por el Arzobispo de Santiago, Mons. Celestino Aós.

El Arzobispo motivó a los estudiantes a ser testimonio de Dios en las comunidades que visitarán porque “Jesucristo no es una idea, el cristianismo no es una ideología, ni una moral, ni una filosofía. Cristo vive y yo me lo encontré. Y el gozo de ese encuentro es lo que queremos comunicar a los demás”, aseguró.

En ese sentido, Mons. Aós dijo que los jóvenes “tienen que amar incluso a quienes los persiguen y los calumnian. Este es nuestro desafío cristiano, nosotros no tenemos que amarnos solo entre nosotros, tenemos que llegar a amar también a aquellos que nos menosprecian, aquellos que destruyen nuestras iglesias, instituciones o nuestros templos”, expresó en referencia a los ataques, incendios y robos a las iglesias y otras instituciones públicas y privadas.

“Nosotros tenemos que ser los constructores de la civilización del amor. Y la civilización del amor se construye con amor, la civilización de la verdad se construye con verdad, la civilización de la vida, se construye con vida”, aseguró.

Las misiones de verano



En este periodo estival se desarrollan tres proyectos que son parte de la Pastoral de la Universidad Católica: Misión País, Capilla País y Siembra.

Misión país es un proyecto de evangelización que busca “trabajar por el alma de Chile”, donde los jóvenes son los agentes evangelizadores que anuncian el mensaje de Cristo en las zonas más remotas.

En tanto, Capilla País está destinado a construir capillas en las periferias urbanas donde las ciudades han crecido pero la Iglesia no se ha podido expandir con la misma velocidad.

También tiene un sentido más amplio de “salir a las periferias, construyendo espacios de encuentro donde las comunidades pueden juntarse, dialogar y fortalecer sus vínculos. Esto se resume en nuestro lema, ya que como jóvenes queremos construir una iglesia al encuentro de todos”, explicó Gregorio Prieto, jefe general del proyecto.

En cuanto al proyecto Siembra, es un espacio de formación e intercambio de experiencias de fe entre voluntarios de colegios y de educación superior. Este proyecto se realiza en invierno pero por primera vez se dará “Siembra verano”.







Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |

Más información aquí