Menu

Buscar las raíces de ideas enloquecidas
De este modo, evitaremos caer en sus redes
Aprender a juzgarme a mí mismo
El juicio ha de bajar a los detalles, incluso a las cosas pequeñas.

Dos tipos de desconocimientos
Necesitamos un continuo esfuerzo por analizar esas suposiciones que consideramos conocimientos bien fundados.

Cuando orar se hace cuesta arriba
Te pido disculpas si ahora te hablo así, desde esa sequedad que me hace difícil estar contigo.

Si yo fuera el juez...
Aprender a mirar a cada uno como tú me miras: con una misericordia sin límites.

Dejar la voluntad propia y seguir a Cristo
Así rompemos el camino del pecado, que inicia siempre con la voluntad propia.

Dolores que duran
No resulta fácil convivir con un dolor que dura, que se instala.

Características del mundo en el que vivimos
El mundo en el que vivimos, lo sepa o no lo sepa, necesita abrirse a Dios.

Detrás de algunas recriminaciones
Frente a tanto mal, son legítimos reproches y recriminaciones que se orienten a una aspiración buena.

Caer y levantarse
La caída no cierra las puertas del amor misericordioso de Dios, si sabemos mirarle.

Cambiamos continuamente
Al evaluar los cambios, resultará posible comprender la trayectoria que toma mi vida.



Reportar anuncio inapropiado |

Another one window

Hello!