Nupcias, bodas y casorios
Lo que se prometen mutuamente merecería algo más solemne