¿Y cómo consuela el Señor?
Dios es un Padre que consuela a sus hijos, asegura el Papa Francisco